Beckham: ¿Dónde está el dinero?

Sarah DiLorenzo

Associated Press

 

Michel Euler/AP
El futbolista británico David Beckham posa con su nueva camiseta en frente del logo PSG, mientras que el director deportivo Leonardo observa durante una conferencia de prensa en el estadio Parc des Princes en París, el jueves, 31 de enero. Beckham se une a París Saint-Germain, optando por un traslado a Francia después de darle vueltas a ofertas lucrativas de todo el mundo desde que salió del Los Ángeles Galaxy.

PARIS – David Beckham ha ganado campeonatos de liga en tres países en dos continentes, gana millones de dólares en patrocinios y su nombre es prácticamente sinónimo de celebridad en sí.

¡Tiene su propia colonia, por el amor de Dios!

Entonces, ¿por qué siquiera se molesta en calentar el banquillo para el club de fútbol París Saint-Germain?

Su Alteza Real del fútbol no necesita el dinero — y él dijo que va a donar su salario de PSG a la caridad — pero tiene que empezar a pensar en la vida después de su eventual retiro.

A sus 37 años, Beckham es prácticamente un dinosaurio para el deporte, y reconoció en su conferencia de prensa de bienvenida el jueves, 31 de enero, que probablemente no va a estar en la alineación titular del equipo.

Empero, Beckham podría estar empezando a poner en marcha un plan para la vida después del pitido final.

Ellis Cashmore, un sociólogo que escribe sobre deportes y la cultura de los medios de comunicación en la Universidad de Staffordshire, dijo que la exposición prolongada es siempre útil para la construcción de imperios famosos. De esta manera, el acuerdo con el PSG hace doble trabajo: Mantiene su nombre en luces de la farándula por más tiempo y también acapara atención adicional a su contribución de caridad.

“Cuando termine de jugar, lo cual será muy pronto, su atractivo general en la mercadotecnia declinará inevitablemente porque nos olvidaremos de este tipo”, manifestó. “Creo que está pensando, me quiero quedar en el escaparate por un poco más de tiempo”.

Pero Cashmore también advirtió en contra de ser demasiado cínico para evaluar los motivos de Beckham: “El tipo es un atleta que quiere hacer lo que le gusta hacer”.

Bruno Satin, un agente independiente que estuvo con la organización IMG desde hace una década, también dijo que el traslado a PSG – incluso si se trata de sentarse en el banquillo – es un paso adelante para Beckham.

“Para él, estar en el equipo de PSG es un nivel más alto que estar en el Los Ángeles Galaxy”, dijo. “ Para el mundo del fútbol, del fútbol real, el Los Ángeles Galaxy no es nada en el mapa del fútbol”.

A Beckham le sería mejor evitar convertirse en un residente fiscal francés. Hasta el momento, está haciendo todos los movimientos correctos, explicó Sandra Hodzic, abogada fiscal con Salans: Su familia se hospeda en Londres, planea vivir sólo a tiempo parcial en París por menos de seis meses, y su principal fuente de ingresos — done o no su salario — no se ganaría en Francia.

El agente de Beckham no devolvió las llamadas para hacer comentarios sobre aspectos específicos de su contrato.

Sin embargo, la contribución de caridad ha planteado la pregunta sobre qué busca Beckham sacar de la operación.

Por un lado, lo más probable sigue siendo lucrar de los derechos de su imagen. Camisetas con su nombre ya se estaban agotando en la tienda de PSG en los Campos Elíseos el viernes pasado.

Cashmore, quien escribió un libro llamado “Beckham”, lo llama un “fenómeno de marketing” y estima que alrededor del 70% de los ingresos de Beckham proviene de acuerdos de patrocinio — con adidas, por ejemplo. Eso hace casi irrelevante su sueldo, especialmente para un hombre estimado por la lista Sunday Times Rich List con un valor de £160 millones ($253 millones).

 

—Rob Harris, de AP, contribuyó al reporte desde Londres.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>